Dolores personales

Tú no sabes, la lluvia trae el olor del primer día del hombre en la tierra, ese aroma entra inevitable al torrente rojo cuando te lavas con el agua. Esa tristeza que te anega en los días de aguacero y de llovizna es la misma del primer hombre. Tú no sabes, cada hombre solo usa un lenguaje, le es propio, único, solo él lo entiende, por eso podemos verlos y hablarles, escucharlos y acompañarlos sin que sus dolores y penas nos duelan.

Imagen de Grae Dickason en Pixabay

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s