Con razones basadas en miedo

Tus días están contados, y esa prisa que llevas por retener en tu memoria el tiempo como si esos recuerdos pudieran salvarte sirve tanto como lo inasible para demostrar la fuerza de la mano empuñando la nada. Tú, al igual que aquella multitud hecha masa de gente desconocida pero uniforme, vas por ahí sin saber cuántos te quedan, cuántos minutos y repeticiones diarias te tocan … Continúa leyendo Con razones basadas en miedo