Previsión para lo inevitable

Una abuela impulsa el columpio para que la nieta se deslice en el aire, la madre vigila con los brazos atentos para actuar en defensa cuando algo se salga de balance. Una mujer conduce su auto sin variación en la velocidad y conecta la mirada, a través del cerebro, con su pierna para desacelerar o frenar en caso de que sea necesario. Los arquitectos mueven … Continúa leyendo Previsión para lo inevitable