Retrato

Ella está sentada en la silla de la izquierda, en la mesa junto a la puerta, observa sin prisa y aprecia el aroma del café, no lo bebé, tan solo acerca la taza a su nariz y absorbe el aroma.  Al fondo, en otra mesa un hombre la mira y sigue cada uno de sus movimientos, saca un papel y un lápiz de su chaqueta.  El la dibuja, trazos van, trazos vienen y cuando termina el retrato, coloca el papel sobre una vela encendida que el mesero dejó para alumbrar la mesa, así, en unos minutos él empieza a absorber el aroma del papel quemado mientras la mujer en la silla de la izquiera, en la mesa junto a la puerta se incendia.

Oscar Vargas Duarte

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s