Vendo la ventana

Vendo mi fatiga!
Cómprala, es casi una ganga.
Quiero por ella uno de tus enojos,
algún gesto de enfado
y tus bostezos en martes.

Vendo mi ocio.
Objeto de creación y sustento
Dame por él el aroma de tu vello púbico
El frío de tus mañanas
y un poco de tu rabiosa saliva.

Vendo mi noche
a cambio de sexo oscuro
entre tu boca y la mía,
entre tus caderas  y mi lengua.

Vendo la ventana que se cierra
para ocultar que te pienso.
Cómprala, verás mi cama,
mi cuarto, mi noche,
y sabrás como te nombro
entre el sexo y el llanto

Oscar Vargas Duarte

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s