Ella me sonríe a diario

Desde la puerta me saluda, la escucho desearme buenos días y algunas veces me comenta detalles de su vida.  Yo la escucho y le sonrío, igual le cuento asuntos triviales de mi vida.

Ella me sonríe a diario sin imaginar mi ceguera.

Oscar Vargas

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s