Sueños in vitro

Ha sido aprobada en la congreso la ley que nos permite a todas las personas acceder a una descendencia después de comprar un seguro con el cual la aseguradora responderá por la crianza en caso de que nosotros (padre y madre) no podamos contribuir económica o emocionalmente en su crecimiento. Antes solo estaba permitido para personas cuyo patrimonio alcanzara unas cifras que a la vista de todos eran inalcanzables. Aunque está demostrado por todas las leyes de la economía que se requieren personas dispuesta a aceptar cualquier trabajo, cosa que hacemos quienes vivimos en condiciones de necesidad constante, las farmaceúticas habían empezado a producir en masa mano de obra barata, con lo cual los dueños del sistema económico solo aprobaban los nacimientos in vitro contratados por los empresarios.

Ahora podré tener mi propia hija, siempre quise eso, ya averigüé con la aseguradora, es un asunto difícil, sin embargo es alcanzable. En la familia todos hemos decidido aportar para pagar las cuotas mensuales que son requeridas, y por sorteo me ha tocado a mi ser el padre. El siguiente paso es encontrar una pareja, una mujer que como yo quiera lanzar los dados a la mesa y heredar sus genes al futuro. Es difícil, quizá es lo más difícil de la idea porque desde hace varias décadas las mujeres han sido esterilizadas por el sistema. Según nos han dicho, o se escucha entre mesas en los bares, empezó a ocurrir cuando les vendieron métodos distintos para controlar sus periodos menstruales, nuncan les dijeron que estaban modificando su genética para que ellas y su descendencia no pudieran tener hijos.

La mayoría de las mujeres que son consideradas prósperas en el sistema económico no están a mi alcance, y es literal, viven en zonas a las cuales nosotros no podemos ingresar. Esta mañana hemos puesto un aviso en la puerta de la casa, dice, «Habilitados por la aseguradora. Se busca madre.» Todavía nadie se ha ofrecido, apenas unas vecinas han venido a preguntar y dijeron conocer por lo menos a un centenar de mujeres que estarían dispuestas ya que son fecundas. No han dado dato alguno, creemos en casa que solo querían saber más para luego ampliar la historia con sus propias impresiones, es decir, chisme puro.

Todos sabemos que en esta comuna la última persona nacida naturalemtne fue la abuela de la vecina, y un día se la llevaron los de la policía ambiental porque consideraron que al no haber sido evaluado en los estándares homologados por las máquinas genéticas ella podría estar infecta de virus y bacterias no controladas por el sistema. Los demás, y me incluye, fuimos regalos, sobras genéticas que los ricos les dieron a nuestras madres para que pudiéramos considerarnos hijo o hermano, padre o madre.

Una de mis vecinas me ha prometido practicar el coito conmigo para que cuando encontremos a la mujer yo pueda hacerlo con solvencia, y ha dicho solvencia como si se tratara de una especialización en la cual debo esforzarme por aprender con profundidad académica. La ley habilitada en el congreso no dice nada acerca de eso, quizá pasa como en todo, nos ofrecen el sueño, pero no los medios para conseguirlo.

Imagen de Оля Хмелюк en Pixabay

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s