Marcela

Feliz día. Hoy es un día para acumular emociones y saborear alegría. Ve con con calma que el mundo ansía tu felicidad

La noche cruza un extenso valle cubierto de lluvia, tú duermes, yo espío tu sueño con el único propósito de ver el sol en tus ojos de uva.

Tú no lo sabes y quizá no lo imaginas, en esta cama el deseo honra tu nombre

Una noche besaré tu ombligo y al mismo tiempo mis manos subirán tu falda hasta tu cintura.

Sin importar cuál sea tu idea acerca del amor, quiero que hoy el amor te sorprenda, que te descubra y encuentres en él la posibilidad de realizar con él tus sueños.

Grita como la lluvia y calla como el sol. Mis oídos escuchan tu caudal de voces. Se mi música, para ti danzan mis deseos.

Hay un arroyo interminable de ti. Desbócate en mí.

Si tú fueses un lápiz, contigo se escribiría universo y todo podría construirse nuevamente.

Yo duermo en la sombra de tu boca. Mi abrigo es tu respiración nocturna.

Siete mares, siete días en la semana, siete letras en tu nombre, siete deseos para que se te concedan hoy. Feliz día Marcela bonita

A mí me gusta que así como pienso yo en ti, lo hagas tú acerca de ti misma, porque siempre pienso en situaciones buenas en las que eres feliz y valoro mucho lo maravillosa que eres.

Tal vez un día Tú y Yo, aunque existan otras opciones solo digamos Tú y Yo

Tu voz me trae sonidos de un mar desbordándose sobre la arena. Sé mi mar

Ávido de ti te pienso y comprendo al sol cuando se posa liviano y frágil sobre tu piel de trigo

Yo soy un poco tú cuando el silencio de tu cuarto te despierta y buscas tus manos para juntarlas en un abrazo propio antes de levantarte

Que tu sábado sea como la tierra fértil, te de frutos, que sea como la cima de la montaña, te de una posición de privilegio para ver el mundo, que sea como el mar, y vivas el movimiento. Feliz día bonita

Lo que quiero es simple, y todo lo simple es profundo y eterno, quiero que sientas que es mejor conmigo.

Ando extrañándote y no se de quien es la culpa, si es por el contagio de la luna o por el silencio que llega con la música.

A mí me gusta sentir en tu voz que tu hogar está en tu corazón, que es allí en donde guardas tus sueños y disfrutas de tu felicidad. Hoy quiero que en tu corazón encuentres anuncios de gozo, campanas de alegría y satisfacción. Feliz jueves.

Yo, al igual que tú, duermo con la esperanza despierta y sueño con que al terminar la noche los deseos se cumplan.

Quiero ser el predicado de tu boca

Yo creía que el camino me llevaba a ti, y descubrí que tú eres el camino

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s